Está aquí
Home > Anécdotas y Curiosidades > Las «locas de la azotea»

Las «locas de la azotea»

Dos chicas tandilenses en la torre de un edificio céntrico.

En 1920, Enrique Susini guió el proyecto que llevó a la primera transmisión de radiodifusión en la Argentina, realizada el 27 de agosto de ese año, anterior a la que se efectuó en noviembre en los Estados Unidos, en ocasión de la elección presidencial celebrada en ese país. Así, Radio Argentina se convirtió en una de las primeras estaciones de radiodifusión con programación regular en el mundo. Durante las décadas de 1920 y 1930, se convirtió en un exitoso empresario de las nacientes industrias de la radio y el cine. Siguiendo su carrera en los medios, también fue fundador de los estudios de cine Lumiton, y fue el Director General de la primera transmisión de televisión en Argentina realizada por Canal 7. Enrique Susini fue, entonces, uno de los denominados “locos de la azotea” fundadores de la radiofonía en Argentina. Porque junto con su sobrino Miguel Mugica y sus amigos César Guerrico y Luis Romero Carranza formaban parte de una comunidad que se ganó dicho apodo “Locos de la Azotea” debido a que su hobby involucraba maniobras casi acrobáticas para poder colocar las antenas de hilo largo que se utilizaban por aquellos días en las terrazas de altos edificios.
 
Estas chicas que ven ustedes en la imagen no han fundado nada que nosotros sepamos, pero en una tarde fresca de Tandil se colgaron de una azotea simplemente a palpar el viento en sus frentes. Y nos pareció una fresca locura como para compartir y para recordar aquella epopeya de Susini…

Deja un comentario

Las «locas de la azotea»

Dos chicas tandilenses en la torre de un edificio céntrico.

En 1920, Enrique Susini guió el proyecto que llevó a la primera transmisión de radiodifusión en la Argentina, realizada el 27 de agosto de ese año, anterior a la que se efectuó en noviembre en los Estados Unidos, en ocasión de la elección presidencial celebrada en ese país. Así, Radio Argentina se convirtió en una de las primeras estaciones de radiodifusión con programación regular en el mundo. Durante las décadas de 1920 y 1930, se convirtió en un exitoso empresario de las nacientes industrias de la radio y el cine. Siguiendo su carrera en los medios, también fue fundador de los estudios de cine Lumiton, y fue el Director General de la primera transmisión de televisión en Argentina realizada por Canal 7. Enrique Susini fue, entonces, uno de los denominados “locos de la azotea” fundadores de la radiofonía en Argentina. Porque junto con su sobrino Miguel Mugica y sus amigos César Guerrico y Luis Romero Carranza formaban parte de una comunidad que se ganó dicho apodo “Locos de la Azotea” debido a que su hobby involucraba maniobras casi acrobáticas para poder colocar las antenas de hilo largo que se utilizaban por aquellos días en las terrazas de altos edificios.
 
Estas chicas que ven ustedes en la imagen no han fundado nada que nosotros sepamos, pero en una tarde fresca de Tandil se colgaron de una azotea simplemente a palpar el viento en sus frentes. Y nos pareció una fresca locura como para compartir y para recordar aquella epopeya de Susini…

Deja un comentario

Las «locas de la azotea»

Dos chicas tandilenses en la torre de un edificio céntrico.

En 1920, Enrique Susini guió el proyecto que llevó a la primera transmisión de radiodifusión en la Argentina, realizada el 27 de agosto de ese año, anterior a la que se efectuó en noviembre en los Estados Unidos, en ocasión de la elección presidencial celebrada en ese país. Así, Radio Argentina se convirtió en una de las primeras estaciones de radiodifusión con programación regular en el mundo. Durante las décadas de 1920 y 1930, se convirtió en un exitoso empresario de las nacientes industrias de la radio y el cine. Siguiendo su carrera en los medios, también fue fundador de los estudios de cine Lumiton, y fue el Director General de la primera transmisión de televisión en Argentina realizada por Canal 7. Enrique Susini fue, entonces, uno de los denominados “locos de la azotea” fundadores de la radiofonía en Argentina. Porque junto con su sobrino Miguel Mugica y sus amigos César Guerrico y Luis Romero Carranza formaban parte de una comunidad que se ganó dicho apodo “Locos de la Azotea” debido a que su hobby involucraba maniobras casi acrobáticas para poder colocar las antenas de hilo largo que se utilizaban por aquellos días en las terrazas de altos edificios.
 
Estas chicas que ven ustedes en la imagen no han fundado nada que nosotros sepamos, pero en una tarde fresca de Tandil se colgaron de una azotea simplemente a palpar el viento en sus frentes. Y nos pareció una fresca locura como para compartir y para recordar aquella epopeya de Susini…

Deja un comentario

Top