Está aquí
Home > Copa - Cosa de Serranos > Ya casi está definida la famosa A-1

Ya casi está definida la famosa A-1

Otra vez, en cuanto a nombres, el torneo en su máxima expresión futbolística será un lujo. Chusmeá quiénes ya se aseguraron ese lugar de privilegio. La Inter también acarreará grandes emociones. De la A-1 tanto Intocables como CQC (escudos) ya saben lo que es campeonar en esta divisional.

Del Grupo “A” se desprenden: Intocables y El Rejunte de los jueves.

Del Grupo “C” surgen CQC y El Pincha.

En el “D” destacaron Puchito's y El Equipo del Tío.

En la “B”, ayer por razones climatológicas se suspendieron algunos encuentros. Es el famoso “Grupo de la muerte”. Pero ya está clasificado el poderoso La Banda 2013.

El otro clasificado dependerá del resultado entre La Banda vs. Los Reyes y Eclécticos vs. Matambre. La Banda está adentro por la derrota de Los Pasucci. Matambre necesita ganar y que La Banda le gane a Los Reyes. “Con un puntito entramos”, dijo El Negro Aberastegui. Es cierto, si Los Reyes empatan con La Banda están adentro. Ojo, hay otro posible clasificado: si Los Eclécticos vencen y La Banda también se impone, quedan segundos y clasifican a la zona en la que quieren estar todos.

¿Cómo jugará La Banda ese choque definitorio para Los Reyes? Es lo que se preguntan todo. ¿Habrá incentivo por parte de los otros equipos inmiscuidos en la situación? No lo sabemos. Lo cierto es que si La Banda es inteligente, venciendo a Los Reyes estaría borrando de su camino en la A-1 a un rival de peso. Es decir, lo mejor que le puede pasar a La Banda es probarse a fondo, como si fuera una final, ante Los Reyes porque de imponerse estaría allanándose el camino.

Si se ponen a analizar tranquilamente podría denominarse esta A-1 que se viene como una "A-1 de campeones". Porque de los 8 que la integrarán, Intocables y CQC ya la ganaron una vez. Pero El Rejunte de los jueves y La Banda 2013 levantaron el segundo mejor trofeo en jerarquía del torneo "La Intermedia". Y, fíjense ustedes, Puchito's y El Equipo del Tío supieron consagrarse en el trono de la "B". Es decir, nada es casual. Hay prestigio acá. Por ahora el único clasificado a la máxima divisional de todas que no obtuvo ningún trofeo made in Cosa de Serranos es El Pincha. Y de los que están en duda y pueden entrar, Los Reyes se consagró en la C del Clausura Cholo Petrucci y Manchester en el Apertura del 2013. O sea, sólo Los Eclécticos -si entran- y El Pincha estarán en este lugar de categoría sin poseer títulos en sus vitrinas.

Este torneo quedará marcado, entre otras cuestiones, por ese detalle que no es menor, por ser el torneo que desembocará en el Primer Regional que organizaremos por motus propio y también como el primero en el que se ejecutó la quita de puntos. Una decisión polémica pero que empezamos a implementar desde ahora con el fin de expulsar menos equipos de la competencia (sabiendo con lo difícil que es entrar luego) y que a su vez todos comprendan y respeten las normas básicas de esta competencia: respeto por el ajeno.

Intocables acarrea una insuperable racha de 20 partidos invictos. Eso valdrá una nota aparte por estos días, es que en este fútbol tan dinámico, reducido y competitivo semejante racha es for-mi-da-ble. “Ningún otro equipo logró algo semejante”, saca pecho y no sin razón Matías Darugna. Intocables, siendo un grupo de amigos sin grandes refuerzos rimbombantes se convirtió definitivamente en un “grande” de la Copa. Desde que ascendió que no cayó nunca a la Intermedia.

El Rejunte de los jueves es el típico “tapado”. El habitual “callado”. El equipo por el que nadie da dos mangos, el que no contagia –si lo ves desde afuera- y uno de los pocos planteles –por no decir casi el único- entre los 120 equipos en total que no tiene escudo ni logo propio. Olvidate de que cuelguen alguna bandera alguna vez. No llevan prácticamente gente que los aliente y muchas veces –en este Clausura no les ha pasado- ni completan. Una cosa extraña. Un perfil bajo notable. Casi exagerado. Pero tienen algo que vale oro: son amigos y saben perfectamente a lo que juegan. Son muy ordenados. Además, tienen a uno de los mejores delegados de la competencia: Gonzalo Pelleriti. Tienen un esquema preestablecido y no importa los nombres, siempre juegan a lo mismo y se paran de la misma forma. Tienen un turno fijo los jueves en Talleres y un comodín como Tincho Amat que se las banca donde lo pongan. Son sencillos, no se enroscan y cuando el Poroto García o Juan Arteagaveytia están en un buen día, marcan la diferencia. Si mal no recordamos, es la primera vez que clasifican a la A-1. Ojo: saben lo que es ganar porque se llevaron la Intermedia en el Clausura Cholo Petrucci 2013. Tienen un arquero que suele ser figura: Daniel Orte y de los equipos de Primera, son el único plantel al que no se le llamó la atención en ninguna ocasión por el más mínima acto de indisciplina. A ningún otro plantel de Primera, que son por lejos los equipos más mañeros y chalatanes, se le podría recalcar eso. Y para nosotros vale oro.

CQC es “el grande” por excelencia. Es Boca o River, ponele el que más te guste. De toda la historia de la Copa Cosa de Serranos (que lleva 4 certámenes y creció a pasos insospechados) en tan sólo una ocasión no salió ni campeón ni subcampeón. Casualmente el certamen pasado. “La primera vez que no peleamos el torneo”, se sinceró Coqui Corradi -uno de sus creadores-. Cuando se impuso Pinocho en el Clausura 2012 resultaron subcampeones. En el título que obtuvo Manchester Matambre (Apertura 2013) otra vez quedaron segundos. El Clausura Cholo Petrucci se lo adueñaron en una recordadísima final que se jugó en dos días distintos ante un dream team de Los Pasucci y en el Apertura Moncho Monzón se relajaron, algo habitual en aquel plantel que suele consagrarse, y hasta le dieron “vacaciones” al DT que los coronó, Lolo García, quien ahora retornó con todas las pilas. Cristian Gallardo, el inagotable volante que fue clave en la obtención de su gran título, se guardó 4 fechas sin jugar en La Juve para ficharse con ellos. Siempre tienen hambre de gloria. Van por todo y están afilados. Perdieron a Andrés Barriola pero tienen peso de sobra. Con decirles que ficharon a Cristian Pérez tras que éste venga de ascender con Santamarina a la B Nacional.

El Pincha: Otro de los clásicos equipos de la Copa. Ha sufrido vaivenes (ascensos y descensos) y distintas vicisitudes pero ya desde el torneo pasado demostró un gran potencial. De hecho, peleó la Intermedia. Y en esta edición quería colarse entre los mejores. Se dio el gusto y no hay que perderlo de vista. Puede ser un gran animador. Tienen mística copera y buen plantel con un tipo súper habilidoso como Julito Rodríguez.

Puchito's y El Equipo del Tío: de los “nuevos”, los mejorcitos. Ambos planteles se destacan por tener grandes individualidades (Negro Heredia en Puchito´s y Cako Manna en El Tío sobresalen sin dudarlo) pero además por ser tremendos grupos humanos. En la Cueva de Becerra Puchito´s engendró fiesta y amor por la camiseta. Tienen a un DT (Seba Ugalde) que conoce hasta a la fecha de nacimiento de los jugadores suplentes de los equipos de la E. Un estudioso de la Copa Ugalde. Ni qué decirles del amor que les profesa Claudio Bertolotti a los suyos. Ya lo dijo Leo Escudero: “Yo jugué en el Agrario y en Santamarina, jugué clásicos pero lo que vivo en El Equipo del Tío no lo viví nunca en ningún lugar”. El Tío los mima, los contagia, es un tipo súper detallista y motivador, con decirles que no le alcanzan los 18 renglones de la planilla para fichar gente. Todos quieren jugar con él. Y ese amor, ese sentimiento de identidad que tienen ambos planteles se traslada al terreno de juego: unión y ganas. Contagio. En otras palabras: amor por la camiseta. Estos equipos pueden ganar o perder, pero van a dejar la piel por los colores que defienden. Eso mismo, verlo en Intocables, quizás el equipo más comprometido de todos los tiempos, ya no sorprende. Pero notarlo en equipos que se han ido formando posteriormente al comienzo de la Copa, conmueve. El Equipo del Tío tiene la mística del CAVI (equipo de Villa Italia legendario en certámenes de fútbol reducido de nuestra ciudad). Y Puchito´s encarna, de alguna manera, la mística fiestera de Los Pasucci. Si alguno de estos equipos se consagra en la A-1, se convertiría en un “grande” de la Copa porque todo lo demás ya lo tienen de sobra.

La Banda 2013: tremendo plantel. Arrasa en nombres. Desde que nació que se lo ha tildado de equipo soñado y, para colmo, ellos se han ido encargando de seguir sumando tipos de jerarquía. Para esta nueva temporada se añadieron Pablito Ithurralde y “Rulo” Harguindeguy. Ol-vi-da-te. Si tienen una buena tarde estos nenes le pasan el trapo al que sea. Tienen un estilo práctico de juego con un comodín como Seba Baquero que puede ser líbero, volante central o centrodelantero todo eso en un mismo encuentro. Lo suyo es palo y a la bolsa. Son dinámicos y juegan con pelotazos cruzados de larga distancia como pocos. Quizás Manchester Matambre también posea esa cualidad. Martín Pradal es capaz de matar con el pecho un avión de Aerolíneas Argentinas y dejárselo servida al que venga de frente ó mejor aún: dormirla con el pecho y pegarle de media vuelta y sin que la pelota caiga al césped. Un punto en contra –comprensible si se quiere- de La Banda es que por momentos se suelen relajar demasiado dejando crecer al rival y, por supuesto, dado y confiando en el tremendo potencial propio que tienen. Saben que de un momento a otro son capaces de revertir o desnudar cualquier defensa y se confían mucho en eso. La final que les disputó La Filarmónica quedará para el recuerdo porque los de “Chuleta” Durruty hicieron casi todo bien, un planteo perfecto, pero en dos estocadas se lo llevó La Banda.

Cerrarán esta A-1 de privilegio Los Reyes, Manchester Matambre o Los Eclécticos. Los Pasucci se quedó sin chances en la zona de la muerte con mucha variante pero un equipo que todavía no terminó de engranar. A Matambre le falta hambre porque talento le sobra y desde que se les fue Manu García, perdieron un poco de equilibrio y marca en el medio. Probaron primero con Ale Saurel y luego con el del criterio inagotable: Mauri Mur y en este último caso les fue mejor, pero por su estilo de juego dependen mucho de estar súper finos en el medio. Ni hablar si les falta alguno de sus “alas” laterales e irremplazables: Rubio y Schwindt. Los Reyes tienen el oficio de campeón. Ganaron mil títulos en Independiente pero en la Copa no se anotaban. Es más, en nuestra segunda edición entraron pero cuando todo el mundo pensaba que iban a arrasar, hicieron aguas. Ni completaban. Luego, se pusieron un poco más las pilas y retornaron y ganaron la “C” en una tremenda definición por penales ante El Equipo del Tío. El torneo pasado ascendieron sin preocuparse demasiado. Es como que siempre esperaron este momento, el de la hora de la verdad en la A. Liderados por un patrón como Negro Aberastegui –si finalmente clasifican- darán pelea por facultades e inercia; imagínense se si se juntaran todos aquellos que portaron alguna vez la casaca de Los Reyes… mamadera: sería otro equipo soñado, teniendo en cuenta que su clásico golero Fede Irureta fundó Deportivo Balbo, Chipi Prezioso está en otro equipo de alguna categoría menor, Manu Volpi la rompe en La Peña de Independiente y así podríamos mencionarles varios ejemplos más. Sin embargo, el plantel actual tiene nombres de peso: Fede Avila, “Pájaro” Paganelli (que viene de jugar en la B Nacional), Fernando Villar y Nico Valerio. Tremendo. Los Reyes siempre que se anoten en algún torneo de fútbol reducido será para pelear por el trofeo. Está en su esencia. Los Eclécticos era "el débil" de la zona de la muerte y sin embargo se llevó puesto a varios. Con una dupla ofensiva de lujo: Tre"gol"azavala y Negrito Paredes y un nivel de compenetración con el torneo muy elevado, encontró grietas en los mejores equipos y se candidateó para colarse entre los mejores. Veremos qué termina de deparar la zona de la muerte pero desde ya: la A-1 ya tiene todo lo que tiene que tener un torneo para que esté zarpado. Y eso es un gran nivel de juego.

Nuestro veedor y conductor radial Nicolás “Poeta” Marino asegura que será la mejor A-1 que se haya visto. “Te das cuenta por los tamaños equipazos que, incluso, están quedando afuera. De hecho, va a estar muy buena la Intermedia. Suben muy buenos equipos de la B como Desde la Cuna. Desde la Cuna es La Banda 2013 del torneo pasado. Tiene un gran plantel y viene subiendo holgadamente. La Inter serán tres grupos de 6, con los 12 de abajo de Primera y los 6 mejores de la B. Los tres primeros y el mejor segundo juegan semis. Los tres últimos de cada zona, descienden”, palpitó El Poeta.

Ajustense los cinturones porque ya se viene la A-1 y la Intermedia. Bienvenidos a la "hora de la verdad".

Deja un comentario

Top