Está aquí
Home > Notas Picantes > Marina Calabró posó en pelotas

Marina Calabró posó en pelotas

«Me gusta provocar», dijo la panelista de Infama.

Marina Calabró deslumbra con su figura y se anima a mostrarse siempre muy sexy. Sin embargo, esta vez fue más allá y se atrevió a posar totalmente desnuda para la campaña del estilista Cristian Rey, que la tiene como imagen de la firma.
 
En diálogo con Caras, la panelista de Infama dijo no le importa el escándalo que puede llegar a generar su desnudo: "No soy pudorosa. Me gusta provocar y no tengo grandes rollos con el mostrar, las inseguridades no me pasan por ahí".
 
"Queríamos hacer algo con impacto", comentó Marina, al referirse a la osada producción fotográfica que protagonizó recientemente.
 
En cuanto a su rol en Infama, Calabró destacó que le gusta lo que hace: "Me divierte ser la femme fatale del programa, pero me río porque al mismo tiempo no termino de reconocerme en ese lugar. Es sólo una propuesta estética, porque en realidad ¡tengo la autoestima más baja del mundo! Fue una iniciativa de Santiago del Moro el hecho de crear un personaje sexy pero con discurso formal".
 
Marina destacó que su figura no es casualidad, sino que ella le dedica mucho tiempo y esfuerzo: "Desde hace quince años me preparo con la misma entrenadora. Tres veces por semana hago gimnasia con aparatos, trabajando distintos grupos musculares con mucho peso, porque mi contextura física es chiquita. Soy muy constante a la hora de ejercitarme y creo que ahí radica el éxito. También uso electrodos entre cinco y seis veces por semana, 40 minutos en la cola y 40 minutos en la panza".

Deja un comentario

Marina Calabró posó en pelotas

«Me gusta provocar», dijo la panelista de Infama.

Marina Calabró deslumbra con su figura y se anima a mostrarse siempre muy sexy. Sin embargo, esta vez fue más allá y se atrevió a posar totalmente desnuda para la campaña del estilista Cristian Rey, que la tiene como imagen de la firma.
 
En diálogo con Caras, la panelista de Infama dijo no le importa el escándalo que puede llegar a generar su desnudo: "No soy pudorosa. Me gusta provocar y no tengo grandes rollos con el mostrar, las inseguridades no me pasan por ahí".
 
"Queríamos hacer algo con impacto", comentó Marina, al referirse a la osada producción fotográfica que protagonizó recientemente.
 
En cuanto a su rol en Infama, Calabró destacó que le gusta lo que hace: "Me divierte ser la femme fatale del programa, pero me río porque al mismo tiempo no termino de reconocerme en ese lugar. Es sólo una propuesta estética, porque en realidad ¡tengo la autoestima más baja del mundo! Fue una iniciativa de Santiago del Moro el hecho de crear un personaje sexy pero con discurso formal".
 
Marina destacó que su figura no es casualidad, sino que ella le dedica mucho tiempo y esfuerzo: "Desde hace quince años me preparo con la misma entrenadora. Tres veces por semana hago gimnasia con aparatos, trabajando distintos grupos musculares con mucho peso, porque mi contextura física es chiquita. Soy muy constante a la hora de ejercitarme y creo que ahí radica el éxito. También uso electrodos entre cinco y seis veces por semana, 40 minutos en la cola y 40 minutos en la panza".

Deja un comentario

Marina Calabró posó en pelotas

«Me gusta provocar», dijo la panelista de Infama.

Marina Calabró deslumbra con su figura y se anima a mostrarse siempre muy sexy. Sin embargo, esta vez fue más allá y se atrevió a posar totalmente desnuda para la campaña del estilista Cristian Rey, que la tiene como imagen de la firma.
 
En diálogo con Caras, la panelista de Infama dijo no le importa el escándalo que puede llegar a generar su desnudo: "No soy pudorosa. Me gusta provocar y no tengo grandes rollos con el mostrar, las inseguridades no me pasan por ahí".
 
"Queríamos hacer algo con impacto", comentó Marina, al referirse a la osada producción fotográfica que protagonizó recientemente.
 
En cuanto a su rol en Infama, Calabró destacó que le gusta lo que hace: "Me divierte ser la femme fatale del programa, pero me río porque al mismo tiempo no termino de reconocerme en ese lugar. Es sólo una propuesta estética, porque en realidad ¡tengo la autoestima más baja del mundo! Fue una iniciativa de Santiago del Moro el hecho de crear un personaje sexy pero con discurso formal".
 
Marina destacó que su figura no es casualidad, sino que ella le dedica mucho tiempo y esfuerzo: "Desde hace quince años me preparo con la misma entrenadora. Tres veces por semana hago gimnasia con aparatos, trabajando distintos grupos musculares con mucho peso, porque mi contextura física es chiquita. Soy muy constante a la hora de ejercitarme y creo que ahí radica el éxito. También uso electrodos entre cinco y seis veces por semana, 40 minutos en la cola y 40 minutos en la panza".

Deja un comentario

Top