Está aquí
Home > Deportes > Santa de local no va… a ninguna parte

Santa de local no va… a ninguna parte

Jugó un poco mejor que en otras ocasiones, poquito nomás, pero cuanto mucho mereció empatar. Y está prácticamente eliminado a manos de Sportivo Belgrano.

No jugó bien pero mejoró en algo su performance respecto a partidos anteriores como local. Imagínense. Ocurre que el rival a cada paso también se pone más áspero. Le dijo prácticamente "chau" al torneo Argentino A porque avanzadas las instancias, si el juego no aparece, el rival te complica más el panorama. Y eso hizo Sportivo Belgrano, un equipo si se quiere más ordenado que generó chances muy claras y que en el fondo demostró tener muchas zonas franqueables. El auriné no lo pudo aprovechar, los cordobeses también dilapidaron situaciones increíbles. Lo más justo hubiese sido un empate.

En el primer tiempo Belgrano estrelló una pelota en el palo y no le cobraron un penal claro. Gáspari, siempre de lo mejorcito en los nuestros, quiso hacer un gol a lo Messi, tocando con sutileza dentro del área pero se le fue por el costado. Hubo otra situación, que llegó de un córner, que también fue insólita por cómo la salvaron los cordobeses sobre la raya. A los tandilenses les faltó decisión en la zona de fuego, pero las pocas veces que penetraron expusieron que tienen con qué lastimar. Una pena no hacerlo. 
 
Santa no tiene ventaja deportiva, por lo que ante igualdad de goles y porotos, quedará eliminado. Es decir, tendrá que ir a ganar 2-0 a Córdoba nomás. Ojo, de visitante siempre se mostró distinto. Contagia algo más, las contras le sientan mejor. Pero habrá que ver cómo se plantea el partido con el resultado adverso. Los cordobeses se mostraron inteligentes, atentos para contragolpear, con las ideas más claras. Y a este Santamarina actitud no le falta, pero hay un no sé qué generador de desconfianza. Pasó en la ronda anterior, pareciera que siempre estamos propensos a perder, vulnerables. La defensa literalmente es un flan y Bertoya, un intocable. Siempre le pone el pecho a las balas, Tony. Michel demostró que siempre es de lo mejor. Es un placer verlo tan bien en esta categoría y representando a Tandil. Necesita, sin dudas, otro acompañante.
 
Al mediocampo le faltó ser más compacto, apretar más los dientes, condicionar al rival. Gottardi ni apareció. Acosta muy flojito y Zárate se sabe que sabe, pero ayer no gravitó y en estas instancias los distintos tienen que aflorar como sea. La zona media se hizo muy de ida y vuelta, Santamarina nunca arrinconó a su rival, no le hizo sentir el asedio. No sacó chapa de "acá te vamos a ganar". Fue un equipo con ganas pero sin una convicción generalizada que te dé la pauta de, ganando o perdiendo, saber a qué están apostando. Perdido por perdido, nos ilusionamos con un par de contras en Córdoba que nos devuelvan la ilusión. Pero hasta acá es una pena, porque plantel hay…
 
Foto. El número uno: Mauricio "Rody" Becchi para El Eco.

Deja un comentario

Top