Está aquí
Home > Medios tandilenses > LA MUJER MALTRATADA

LA MUJER MALTRATADA

Claudia Sivo, en el espacio “C Positivo”, analizó dicha temática con especialistas en el área.

Hola!!!!!  A todos los lectores de Cosa de serranos que cada vez son mas. Y ahora con la incorporación de Alejandro "seductor" Artola, imagino que la página explotará.

   El 11 de octubre abordamos el tema de violencia de género y casualmente en la farándula no sólo se lo trató sino que fue uno de los ganadores. 

   Estuvieron en la radio Gastón Argeri y Analía Pratt, ambos abogados que se encargan del asesoramiento legal de G.A.M.M.A cuyas siglas responden a "Grupo de Ayuda a la Mujer Maltratada". Explicaron que este grupo comenzó con una mujer de Mar del Plata que por ser víctima de este flagelo y entender lo que les pasa a las mujeres en esta triste situación, decidió armar un grupo de ayuda. La segunda gran fundadora es Margarita Di Salvo, trabajadora social, a quien la mujer de La Feliz consultó y juntas empezaron a armar un equipo de trabajo cubriendo tres áreas: La psicológica, con profesionales para hacer grupos de reflexión; la parte de asesoramiento legal para aclarar y tranquilizar a las mujeres poniendolas en conocimientos de todas las leyes que nos amparan y protegen y por último el área de trabajo social que tambien ayuda a que la mujer pueda insertarse al campo laboral y así sentirse fortalecida de saber que se puede mantener sóla.

   Los profesionales explicaron que la víctima se puede contactar llamando al 02293624444 y de inmediato un sistema de engranajes se activa, recibiendo no sólo contención sino también acompañamiento en la decisión de efectuar una denuncia en la comisaría de la mujer. Esto último es un tema puro y exclusivo de la víctima que si desea la realiza y si no  nadie la obligará. 

   Normalmente lo que aflora en las víctimas es miedo que paraliza sus vidas y no le permite sociabilizarse, ni independizarse en lo económico ni en lo emocional porque siempre creen que el agresor va a cambiar y les cuesta modificar la situación. Tambien ocurre que creen que es peor hacer la denuncia que seguir recibiendo la agresión que siempre es psicológica también.

   Lo importante y que enfatizan todos los profesionales es comunicarse con el grupo o contarle lo que viven a algún familiar o amigo de modo de activar este circuito de gente que, abocados a ayudar sin rédito alguno, seguramente atenderá la problemática y llegarán a una solución.

  Los grupos de reflexión son en una institución pública y se comunica el día y la hora de encuentro en forma privada y personalizada, para proteger y garantizar la seguridad de las mujeres que asisten a la reunión.

  Es un trabajo dificil que realizan todos estos profesionales pero están muy satisfechos porque se logran excelentes resultados reubicando a la mujer en su papel y recuperando seres tan valiosos para la sociedad misma, porque una persona maltratada deje de tener su esencia de sujeto.

   Espero que se sigan sumando profesionales y que si existen casos se comuniquen , ya sea para pedir ayuda o sólo por consulta porque muchas veces conocemos un caso pero no nos animamos a intervenir, entonces esta gente nos guiará para poder ayudar.

   Hay que animarse a hablar. Comunicar lo que nos pasa, nos protege  porque siempre hay alguien que te dirá que es lo mejor para hacer.

Deja una respuesta

Top