Está aquí
Home > Notas Picantes > FUTBOL SIN ANESTESIA

FUTBOL SIN ANESTESIA

¿Es “El Contra de Olé” pero en Tandil?, ¿es bueno, jodido u objetivo? Conozcan al nuevo columnista exclusivo de Cosa de Serranos: «El Señor Fútbol». Y les va a dar con un caño.

El debut de Santa ante su parcialidad no fue el esperado. La gente acompañó, alentó y apoyo desde afuera. El equipo, en el campo de juego, no respondió. Cantidad no significa calidad. Los Yagui boys todavía no captan la sintonía que propone el conductor y el fútbol es una deuda pendiente. Los rendimientos dejaron mucho que desear, desde lo individual hasta lo colectivo.  Es cierto que Deportivo Maipú vino a hacer su juego y terminó haciendo un gran negocio. Abálsamo tuvo una muy pobre actuación. A Zárate me lo pintaron como un crack y la verdad que ya lo extraño a Farías. El medio no paraba a nadie. Son cosas a mejorar.

Un párrafo aparte merece el público. Muy buena cantidad de simpatizantes se acercaron al estadio para ver el primer partido en Tandil de Santamarina. Claro que el resultado no fue el esperado y aunque no hubo insultos, si algunos murmullos, existió algo de fastidio entre los hinchas a partir del pobre funcionamiento colectivo. Me cuentan de muy buena fuente que se cortaron más de mil entradas, si a eso le sumamos las entradas de favor, protocolo o como quieran llamarlo, más los socios, creo que estamos hablando de un piso superior a las 1.500 personas. Lástima que la Trompeta que consiguió Pablito Bossio, el presi aurine, no se sintió demasiado. Los muchachos de la barra van a tener que tomar algunas clases para tomarle la mano y empezar a romperla con ese instrumento musical.

Sorpresa. Fue la que me lleve por varias cosas que mencionare. Fui expectante como chico que va a salir a tomar algo con una chica por primera vez y termine desilucionado por el plantón. Iba con la idea de ver la flamante remera, los auspiciantes y todo eso y me quede con las ganas. No se que sucedió pero las remeras de Lecoqsportif brillaron por su ausencia como los sponsor. Esperaba ver una mayor cantidad de publicidades en el estadio. Recuerdo las de Fravega, una Hostería, la de José Solanilla y paremos de contar. Me pregunto, si los auspiciantes no están ahí, tampoco en la camiseta, de donde se sostiene esta monstruosa campaña?

Figurettis al por mayor. La zona de cabinas y la terraza estuvo repleta de figurettis y amigos del campeón. Vi rostros que nunca antes había encontrado en el estadio. Quizás se deba esto a la fiebre aurinegra que existe por estas épocas a partir del gran plantel, enorme presupuesto y amplia demanda de lograr el ascenso. Ex dirigentes, funcionarios, profesionales y otras yerbas. No observe tantas botineras, igual ellas si se dan los resultados van a aparecer como las netbook que entrega Anses a los chicos de las escuelas.

Durante la semana se informaba desde la Liga Tandilense que todos los periodistas y hombres de prensa de la ciudad contaría con el sistema de WI FI. Sin embargo, flor de chasco se llevaron varios periodistas en la zona de cabina. Muchos de ellos fueron con sus computadoras para hacer las distintas coberturas para los distintos medios locales. Después de reiterados esfuerzos, los muchachos se quedaron con las ganas de conectarse y poder enviar los respectivos informes. Habrá que trabajar desde la Liga para que estos sucesos no vuelvan a suceder.

Les dejo la última para despedirme. Me pase todo el partido tratando de buscar las banderas de Santamarina que ponía la popular hincha "Mary". Me fui del estadio sin encontrarlas. Si alguien sabe algo al respecto le pido que nos avisen a Cosa de Serranos. No se que paso, va creo que lo se, pero todavía no voy a desarrollar mi idea. Las banderas de Santa y River que iban siempre en uno de sus alambrados brillaron por su ausencia en la noche del sábado.

Muchachos los voy dejando. Espero que les haya gustado esta primera aparición. Cada vez que el fútbol nos convoque por el Torneo Argentino A, B y Copa Argentina, el fútbol sin anestesia estará presente. Humor, color y cosas que no se dicen pero pasan. Hasta la próxima.

Deja un comentario

Top