Está aquí
Home > Deportes > LA CAI LO EMPATO SOBRE LA HORA Y SE ARMO QUILOMBO

LA CAI LO EMPATO SOBRE LA HORA Y SE ARMO QUILOMBO

(Esta noticia tiene 18 comentarios). 9.500 kilómetros recorridos en colectivo, 12 partidos en un mes. El aurinegro, fusilado físicamente, jugó con el corazón ante un descansado Comisión de Actividades Infantiles y se dio un partidazo. Luego, agredieron al árbitro.

Santa tiene más la posesión del balón pero es mucho más práctico y elástico en cada contra el conjunto sureño.

-A los 19 minutos Bertoya tapó el primer mano a mano.
 
-A los 24, Mauro Villegas la levanta ante Bertoya y luego sobre la línea la toca antes del cierre de Drago.
 
-A los 28, Tony le tapa otro mano a mano al nueve.
 
-A los 30, guapeada de Telechea contra el mundo y tiro libre para Santa en la puerta del área.
 
-A los 31 le pegó Nahuel Santos y buen gol. Abajo, al palo del arquero.
 
-Uh!!. A los 43, le pegó Tele y la desvió Pocho. Se fue apenitas por encima del travesaño.
 
Segundo tiempo:
-A los 3, otra guapeada de Telechea y pase para Farias. Sugus le dio duro al primer palo y Capogrosso la mandó al corner.
 
-A los 7, jugada de otro partido de Telechea. Limpió a dos jugadores y definió de caño pero quedó entre las piernas de Capogrosso. Una lástima.
 
-18min, misil de afuera del área de Emma palo y golazo.
 
-Desde los 30 y hasta los 48 fue todo de la CAI que inclinó la cancha. Al aurinegro no le daban más las piernas y en tiempo adicional y por un foul dudoso de Drago, centro y gol.
 
Terminó el partido y varios hinchas ingresaron a intentar agredir al árbitro. El presidente Diego Puissant se sacó y le dijo de todo al hombre de azul. Luego ingresó otra persona y "lo puso" al juez que reaccionó con más violencia. Por TV se lo vio a Rodríguez, cronista de Radio Tandil, que también le recriminaba al árbitro el hecho de reaccionar y fomentar más la violencia.
 
Al final, Pomelo Marini y el Negro Medero se tuvieron que ir corriendo por la invasión de hinchas al campo de juego. Y la terna arbitral hizo lo propio. Una vergüenza el final, el entorno o los violentos no estuvieron a la altura de un equipo tandilense que juega con el corazón y que es un orgullo para toda la ciudad.
 
HUBO BOLONQUI TAMBIEN ARAFUE
 
Algunos integrantes de la parcialidad local quisieron reingresar al San Martín por la puerta principal que da a la avenida Rivadavia, donde se encuentra la zona de vestuarios de jugadores y árbitros.
 
La fuerza policial apostada en el lugar se lo impidió y fue entonces que se produjo un enfrentamiento que incluyeron balas de goma y gases lacrimógenos, por parte de los uniformados y piedrazos por parte de los hinchas.
 
Los primeros informes señalan que se produjeron entre cinco y seis detenciones, en tanto que un policía resultó lesionado al recibir un piedrazo.
 
Mientras tanto, fuentes no oficiales, dieron cuenta que desde el entorno de Santamarina se le habría radicado la denuncia al árbitro Pablo Díaz, por agresión.

Deja un comentario

Top